Vida

El don de correr riesgos: Aprende a decir SÍ

Las preocupaciones son y serán parte de nuestro diario vivir, en ocasiones nos sentimos tan indecisos que no sabemos de que forma manejar ciertas situaciones en nuestro entorno. Pero justo en ese puto es cuando se conjugan un abanico de oportunidades a nuestro favor y donde surgen también los riesgos, un don que no todos colocamos en práctica muy a menudo.

No es nada sencillo, salir de nuestra área de confort y enfrentarnos con un mundo desconocido que muchas veces nos asusta y nos imparte temor, pero que realmente estamos dotados con todas las habilidades posibles para decir ¡sí puedo! y cree que eres capaz de hacer cosas fuera de lo convencional.

La vida está cargada de muchas responsabilidades, por lo general nos acostumbramos a una vida rutinaria que consideramos “segura”, pero que realmente es aburrida y necesita de matices que le den color y alegría, eso solo se logra diciendo sí a lo que sabemos que nos ofrecerá una alternativa diferente a la que experimentamos a diario.

Son muchas las áreas que debemos fortalecer para lograr asumir retos. Por ejemplo, el trabajo, los estudios, la familia son entornos difíciles de dejar, pero si una oportunidad se presenta ¿cómo reaccionarías? es complejo dejar lo conocido y seguro, por algo que no nos garantiza el éxito a corto plazo, pero que puede permitirnos vivir una experiencia que de una u otra manera nos llenará de aprendizaje.

Por esta razón, lucha por lo que quieres, persigue tus metas y hazlas realidad, la decisión está a un paso, puedes tomarla o dejarla, pero como dice el refrán: las oportunidades las pintan calvas y requieren de esfuerzo, dedicación y responsabilidad.

¿Estás dispuesto a correr el riesgo de enfrentarte a riesgos? Sigue adelante y dile sí a lo desconocido. Después de un tiempo, comprobaras cual fue el resultado y no te quedaras con la duda de que pudo haber sido.